Opiniones

Keiko Fujimori golpea el proceso electoral

Por Jaime Antezana Rivera

Keiko Fujimori hizo lo que había esbozado el lunes 7 de junio pasado: ha dado un golpe al proceso electoral. Llevó a la práctica su tesis de fraude a Fuerza Popular.

¿En qué consiste el golpe fujimorista? En solicitar la nulidad de 802 mesas ya contabilizadas. Eso representa 200 mil votos. De esa manera quiere ganar las elecciones.

El argumento de la señora K: en esas 200 mesas de regiones de la sierra sur y Amazonas, según señalaron, habría firmas adulteradas y habría sido copada por familiares para beneficiar a Perú Libre.

La denuncia de Keiko Fujimori y quienes lo acompañaron en la conferencia de prensa es que el partido Perú Libre vulneró el sistema electoral. En otras palabras, que perpetró un fraude en su contra.

Más allá de los detalles que dieron de algunos casos y zonas, lo cierto es que la señora K ha decidido patear el tablero electoral en curso. Las 802 mesas que exigen su nulidad es, simplemente, el pretexto.

En otros términos, ha decidido desconocer los resultados del conteo del 100% de las actas que la Onpe iba a dar a conocer en cualquier momento y que lo venía dando a conocer vía reportes. Con su pedido no aceptarán los resultados finales del conteo.

Era previsible que la señora K y el fujimorismo no iban aceptar una nueva derrota electoral, la tercera y quizá la última de la hija del dictador Alberto Fujimori. Que no había cambiado nada. Eso quedó confirmado. Ahí está.

Con este golpe propio de su naturaleza autoritaria, lo que el fujimorismo quiere es destruir no solo el proceso electoral, sino también el sistema democrático. Es un golpe que busca la destrucción de la democracia.

Ante esa actitud profundamente autoritaria del fujimorismo contra la voluntad popular sólo cabe, de un lado, esperar los resultados del conteo de las actas que la Onpe está realizando.

De otro lado, que la Onpe de a conocer el conteo del 100% de las actas contabilizadas y, finalmente, que el JNE se pronuncie ante este intento de quebrar el proceso electoral. Y un papel activo de los observadores internacionales.

Y de los que votaron por Pedro Castillo y los que no votaron por él, pero son conscientes a qué juega el fujimorismo en un momento de -según los reportes de la Onpe- derrota electoral, a defender la voluntad popular.


Comentarios


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe nuestro Newsletter diariamente registrándote con tu email y mantente informado con las noticias más relevantes del día.

Suscribirme



También te puede interesar


Mas articulos

Gaceta Ucayalina Radio - Música y Noticias
0:000:00