Masacrados

Colombia: Al menos ocho jóvenes fueron asesinados en el suroeste del país

El presidente Iván Duque envió oficiales del Ejército y la Policía para investigar las causas.

Colombia.- El hecho fue denunciado por John Rojas, gobernador de Nariño, donde ocurrió la masacre, quien aseguró que “una incursión de hombres armados” dejó ocho jóvenes muertos mientras departían en una vivienda. Otra adolescente falleció en la madrugada de este domingo por disparos de un grupo de desconocidos. El presidente Iván Duque envió oficiales del Ejército y la Policía para investigar las causas. 

Segunda masacre en el suroccidente de Colombia en menos de una semana. Este domingo, el gobernador de Nariño, John Rojas, informó que el día anterior un grupo de hombres armados irrumpió en una vivienda del municipio de Samaniego, en la frontera con Ecuador, asesinó a ocho jóvenes y dejó a varias personas heridas.

El hecho fue perpetrado en la vereda de Santa Catalina, a donde según versiones extraoficiales al parecer los agresores llegaron con los rostros cubiertos y atacaron a los jóvenes que departían en una casa de campo. A esta masacre se sumó, horas más tarde, el asesinato de otra joven en el mismo municipio.

Rojas hizo un llamado al Ejército colombiano, a la Policía, a la Presidencia y a la Fiscalía General para que tomen medidas que “devuelvan la tranquilidad en la región”, en la cual se han registrado en dos meses más de 20 homicidios. 

El presidente colombiano, Iván Duque, condenó estos hechos y aseguró que desde la madrugada oficiales fueron desplegados al lugar para investigar el caso. 

"Ordené a los generales Enrique Zapatero (comandante del Ejército) y Jorge Vargas (director de Seguridad Ciudadana de la Policía) que se desplacen a la zona. Vamos a llegar al fondo y dar con los autores de este crimen", afirmó Duque en sus redes sociales.

La muerte de estos nueve jóvenes se produjo cuatro días después de que en Cali, Valle del Cauca, también en el suroccidente del país, cinco menores de edad, todos entre los 14 y 15 años, también fueran asesinados. Los adolescentes fueron encontrados con signos de tortura y disparos, un crimen que causó conmoción entre cientos de colombianos que reclaman justicia. 

Investigaciones en marcha

El Ejército informó que el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía y la Policía Judicial trasladaron los cadáveres desde el lugar de la masacre hasta la cabecera de Samaniego, para aclarar las circunstancias en las que murieron.

Asimismo, señaló que la fuerza pública “mantiene las operaciones militares en el sector para proteger a la comunidad y apoyar a los entes judiciales".

Aunque las investigaciones continúan, en este departamento operan distintos grupos armados. En los últimos meses, la Defensoría del Pueblo y Human Rights Watch (HRW) han alertado de la presencia de bandas ilegales en varios territorios cercanos, entre ellos Nariño.

Según las denuncias, las organizaciones delictivas recurren a la violencia para hacer cumplir con estrictos confinamientos en medio de la pandemia, que abarcan restricciones incluso más fuertes que las determinadas por las autoridades locales y el Gobierno Nacional. 

El testimonio de sobrevivientes y familiares de la masacre en Nariño

A medida que pasan las horas se conoce nueva información sobre el fatídico hecho de la noche del sábado. Según relataron sobrevivientes de la masacre y sus familiares, eran cerca de 50 jóvenes los que se encontraban reunidos en el lugar, varios de ellos universitarios y otros menores de edad. Se habían congregado para una celebración.

“Se reunieron varios muchachos universitarios para celebrar un cumpleaños. Estaban cansados del aislamiento tan largo, se reunieron a tomar una cerveza”, señaló a la prensa local un familiar de una de las víctimas.

Entre las 10 y 11 de la noche, cuatro hombres llegaron en dos motos con armas largas y comenzaron a disparar de forma indiscriminada. Según el relato de algunos sobrevivientes, lograron salvarse tras fingir su muerte. Sin embargo, también narraron que a algunas personas que habían quedado heridas, los criminales volvieron a dispararles hasta ocasionarles la muerte.

“Algunos quedaron vivos en el piso y otros no. Llegaron disparando a diestra y siniestra”, contó un campesino que vive cerca del lugar donde ocurrió la masacre al diario local El Tiempo.

Las víctimas mortales fueron identificadas como:Laura Michel Riascos, de 17 años, Óscar Obando, de 25 años, Sebastián Quintero, de 23 años, Daniel Vargas, de 23 años, Bairon Patiño, de 25 años, Rubén Ibarra, de 22 años, Brayan Iguarán, de 24 años y Campo Elian, de 22 años.

Autoridades y habitantes han denunciado desde que comenzó la pandemia que miembros de la guerrilla del ELN y disidencias de las FARC han envi


Comentarios


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe nuestro Newsletter diariamente registrándote con tu email y mantente informado con las noticias más relevantes del día.

Suscribirme



También te puede interesar


Mas articulos

Sigue transmision gu db1ca652
Frecue1 56d3840d

Gubanner2 b3d7e6eb

Jne fe996a39Vocacion 6ec01671Punto ec62ee0fPagina c29a18dbSaludable 5fa274c9Familia e0a9160dEscape 42989b8bRegional a20152bc

Asesoria f7d79570

Horocopo3 99555a02



Gaceta Ucayalina Radio - Música y Noticias
0:000:00