Doodle del día

Willem Einthoven, el hombre que permitió conocer mejor el funcionamiento del corazón

El médico holandés fue reconocido en 1924 con el Premio Nobel por su gran aporte: el desarrollo del electrocardiograma. Hoy Google lo recuerda a 159 años de su nacimiento.

Willem Einthoven nació el 21 de mayo de 1860 en la actual Indonesia, cuando todavía era una colonia holandesa. Hijo de un médico, estaba destinado a continuar con la tradición familiar. Sin embargo, él se encargó de dejar su huella personal en esa rama de la ciencia, al desarrollar el electrocardiograma. A 159 años de su nacimiento, Google recuerda su aporte esencial con un doodle especial.

Nacido en una familia acomodada (su abuelo materno era un importante funcionario de la entonces isla de Java), la tragedia golpeó su vida cuando tenía apenas seis años, con la muerte de su padre. A los 10, su madre decidió regresar a Holanda junto a sus seis hijos.

La elección de su carrera pareció inevitable: Medicina en la Universidad de Utrecht. Pero no se dedicó, como su padre, a la medicina militar, sino que se interesó por otro campo: la electrofisiología cardíaca.

 

Fue en el Laboratorio de de la Universidad de Leiden donde dio sus primeros pasos en ese terreno. En realidad, los suyos continuaron el camino ya trazado por otros investigadores que habían buscado registrar de forma gráfica la actividad eléctrica del corazón. El antecedente más importante fue el de Augustus Waller, que la estudió con un electrómetro de Lippmann --un rudimentario aparato que consta de un tubo y, en una punta, una cantidad mínima de mercurio que reacciona a la presencia de actividad eléctrica--.

Einthoven, miembro de la Academia Real de Arte y Ciencia desde 1902, dejó su marca con la mejora de esa máquina. Su galvanómetro de cuerda se mostró más sensible a las variaciones eléctricas y permitió un registro más exacto de la actividad. En 1906, él mismo se encargó de explicarle a la comunidad científica el valor de su hallazgo, el electrocardiograma, en la medicina clínica.

 

En 1924, cuando el aparato ya se fabricaba a ambos lados del Atlántico, recibió el Premio Nobel en Fisiología y Medicina.

Einthoven murió en Leiden, Holanda, el 29 de septiembre de 1927. Unos años más tarde, su invento --y las versiones mejoradas-- se convertiría en un instrumento habitual y clave de la medicina clínica.


Comentarios


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe nuestro Newsletter diariamente registrándote con tu email y mantente informado con las noticias más relevantes del día.

Suscribirme



También te puede interesar


Mas articulos