Pucallpa

La biblioteca de Pucallpa en el olvido burocrático

A oscuras, con trabajadores impagos y sin comprar libros.

Pucallpa.- Pese a ser uno de los pocos profesionales universitarios que han llegado al sillón consistorial de la capital de Ucayali, al CPC Antonio Marino Panduro, no le interesó la biblioteca municipal José Ignacio Aguirrezabal, que culmina el año 2018 con mas de la mitad de los focos quemados, a oscuras, el fluido electrico racionado, buena parte de los trabajadores impagos y en medio de la desatenciòn edil.

UN LADRILLO EN LA PARED

Creada en la década de 1960, la biblioteca que es resultado de la iniciativa de un grupo de hombres y mujeres vinculados a la iglesia católica, lleva el nombre del pàrroco y sacerdote español José Ignacio Aguyirrezabal, a quien ase le reconoce por su labor social y de transformacikòn de la ciudad pues entre sus actividades estuvo la participacion en la construcción del primer aeropuerto, la mejora de los locales escolares y las gestiones en Lima para la construcción de la carretera Federico Basadre.

Pese al gran aporte, su nombre solo esrta presente en la primera y sucia calle de la ciudad junto al rio. Lo demás es olvido, como ocurre con la biblioteca que señala su presencia en la tierra colorada. Y es precisamenete la biblioteca municipal la que inicia un proceso basado en actividades culturales para mejorar la vida en la comunidad. Es ese ladrillo en la construcción de Ucayali el que ha permitido la forja de mayores logros.

INDOLENCIA

Siendo alcalde el empresario Luis Valdez Villacorta que solo alcanzó a cursar tercer año de primaria porque entonces no habia mayor enseñanza en Pucallpa, se construye el nuevo local en que hoy funciona la bilblioteca. Sin embargo, sus funcionarios dijeron que ya no comprarian mas libros porque ya hay internet.

Y al con cluirse la edificacion en la Av. San Martín se hizo un proceso de traslado de los libros y documentos, encargandose a dos empleados para que cargaran hasta una camioneta las cajas que contenían la HEMEROTECA, es decir los diarios, revistas y publicaciones similares que durante medio siglos se habian hecho en Pucallpa.

Al reducido criterio de estas dos personas se trataba de papeles llenos de polillas por lo que procedieron a echarlos en la basura para que no estorbaran y destruyendo así el pasado documentado de la ciudad.

Y dos décadas antes, el pintor Hildebrando Ríos, pucallpino, conocido como Yando y que estudió en la Escuela de Bellas Artes en Lima y fue uno de los finalistas en el concurso de diseño de afiches para las olimpiadas realizadas en Los Angeles, estados Unidos de Norteamérica, lo cual le valio irse a vivir a ese país y obtener reconocimiento internacional. habia pintado un mural resumiendo la historia de Ucayali. Pues a una persona que se le encargo la dirección de la biblioteca, le pareció que era muy grande y largo y ordenó se le cortara en mas de diez pedazos que enmarco y desfiguró por completo. 

A OSCURAS

Hor, medio siglo después y durante la alcaldía de un profesional con título universitario, la biblioteca esta doblemente a oscuras: no tiene focos ni energia eléctrica, y tampoco se adquioeren libros, por el contrario se ha otorgado un ambiente para personas discapacitadas realicen diversas actividades ajenas al quehacer cultural y dispongan de las pocas computadoras operativas con que cuenta.

Sus empleados esperan que el nuevo alcalde que inicia gestión el primero de enero, no vuelva a cometer el error de designar como director a un futbolista y atienda las necesidades de la institución que no corresponde a un grupo de personas, sino a la ciudad entera.

Fuente: (Humberto Villa Macias) Zona Pucallpa.com


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe nuestro Newsletter diariamente registrándote con tu email y mantente informado con las noticias más relevantes del día.

Suscribirme


También te puede interesar



Comentarios