Preocupación en las comunidades asháninkas por cese de la erradicación de la hoja de coca y aumento de cocaleros

Las Centrales Asháninkas de los ríos Ene y Tambo han pedido la renuncia del ministro Luis Barranzuela porque consideran que no tiene un compromiso con la erradicación de la hoja de coca.

Las comunidades asháninkas de los ríos Ene y Tambo están muy preocupadas por una política de cese en la erradicación de la hoja de coca y que se fomente su cultivo, lo que llevaría a más cocaleros a invadir sus tierras. En un comunicado, las centrales asháninkas pidieron el retiro de Luis Barranzuela del cargo de ministro del Interior y el nombramiento de un jefe de Devida que no tenga vínculos con los cocaleros.

El dirigente de la Central Asháninka del río Ene, Angel Pedro Valerio, dijo en RPP Noticias que cree que el ministro del Interior está a favor del sembrío de hoja de coca ilegal. “Nosotros vivimos el día a día, nuestras comunidades están invadidas por parte de ellos”, expresó.

Las comunidades asháninkas de los ríos Ene y Tambo son próximas a los territorios de los Valles de los Ríos Apurímac, Ene y Mantero (VRAEM), donde se siembra hoja de coca destinado al narcotráfico. 

De acuerdo a Valerio, en los últimos meses se han visto cada vez más amenazados por la invasión a sus tierras para expandir las tierras de cultivo de la hoja de coca. “Se ha encontrado pozos de maceración, eso de verdad perjudica a nuestros hermanos de comunidades que tratamos de defender el territorio, hay gran cantidad de personas extrañas que entran últimamente”, dijo.

Sienten desprotección

“Lo que nosotros hemos escuchado es que se incentiva a que cocaleros puedan presionar al Gobierno para que cese la erradicación de hoja de coca. Para nosotros es una gran preocupación, porque se supone que siendo la cartera de Interior, que tiene la política de luchar contra la delincuencia común y el narcotráfico. La verdad es que nos sentimos desprotegidos porque tenemos un ministro que está a favor del sembrío de hoja de coca ilegal”, expresó Valerio.

El dirigente asháninka Angel Pedro Valerio indicó que la hoja de coca no es una tradición para el pueblo asháninka y que algunos miembros de su comunidad están siendo manipulados por cocaleros, quienes les dice que la hoja de coca “les sirve para subsistir”.

“Vemos que cada vez más existen grandes extensiones de sembrío de hoja de coca, con presencia del narcotráfico en nuestro territorio. No podemos ser ingenuos en mencionar en que es sagrada y tradicional, cuando sabemos que más de la mitad se va al mercado negro”, dijo.

Valerio pidió al Gobierno que el próximo jefe de Devida sea una persona que prosiga el trabajo realizado por los anteriores titulares. Afirmó que se ha podido avanzar en el cambio en las directivas de Devida para que se firme convenios directamente con las comunidades indígenas organizadas en la zona.

“Con ese convenio nos ha fortalecido en tema de asistencia técnica en el manejo de cacao, café, de equipos de transformación de cacao en sus derivados, y también en el gobierno comunal. Hay varias actividades que se ha visto un resultado positivo. Para nosotros sería un gran retroceso de nuestro avance con el estado, a través de Devida, si ingres otra persona que no tiene la misma línea que ha venido trabajados estos últimos presidentes ejecutivos de Devida”, manifestó.


Comentarios


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe nuestro Newsletter diariamente registrándote con tu email y mantente informado con las noticias más relevantes del día.

Suscribirme



También te puede interesar


Mas articulos

Gaceta Ucayalina Radio - Música y Noticias
0:000:00