¿Soy sádico y repugnante torturador por asistir a la corrida de toros?

Recomendar

Augusto Lostaunau Moscol *

Utilizando mi cuenta personal en el Facebook, publiqué que acabo de asistir a una corrida de toros realizada en un distrito del norte del Perú. Una simple foto junto al cartel donde se anuncia al torero y unos payasos que juegan con una “vaca flaca”. No bien terminé de publicar, recibí una andanada de comentarios y críticas inquisidoras sobre el carácter sádico y torturador de mi publicación. Aunque muchos sólo utilizaron el “me gusta” estos otros si cargaron con todo su arsenal seudo científico y seudo defensor de los derechos de los animales. Entonces, me quedó una simple duda ¿Soy sádico y repugnante por asistir a la corrida de toros? Volví a mis pasos y de ello resultó la siguiente búsqueda.

Según el diccionario de la Real Academia Española, se considera Sádico o Sádica a la persona que:
“1. adj. Perteneciente o relativo al sadismo.
2. adj. Que tiene tendencia al sadismo o lo practica. U. t. c. s.”

Es decir, el sádico o sádica está totalmente relacionado al sadismo o su práctica. Entonces, ¿Qué es el sadismo? La Rae responde:
“1. m. Perversión sexual de quien provoca su propia excitación cometiendo actos de crueldad en otra persona.
2. m. Crueldad refinada, con placer de quien la ejecuta.”

Lo que significa que para ser sádico se debe realizar actos de crueldad con otra persona y existencia de placer por parte de quien la ejecuta. Entonces ¿Se puede determinar cómo sadismo a la corrida de toros? ¿El torero es un sádico pese a que no tortura a otra persona? ¿Los asistentes somos sádicos pese a que sólo somos observadores? Como podemos percibir no es tan fácil y gratuito utilizar el concepto sádico para caracterizar a la persona que asiste a una corrida de toros.

Si bien es cierto que los autodenominados antitaurinos están entre los grupos que dicen defender los derechos de los animales. Muchos de ellos, sobre todo los más politiqueros, no dicen nada cuando se trata de denunciar los actos de tortura y explotación de personas. Dicen que “eso es política y con la política no me meto” o “soy antipolítico y por ello no digo nada”. Lo que significa que, es muy fácil “denunciar” la existencia de “tortura y sadismo” contra los animales y, también es muy fácil guardar silencio frente a la tortura y desaparición de personas.

Denunciar la detención, tortura, asesinato y desaparición de estudiantes, trabajadores, campesinos, maestros, periodistas, mujeres y varones por parte de los distintos gobiernos que hemos tenido desde la nefasta década de 1980 ha sido parte de muchos de nuestros comentarios publicados en diferentes medios. En los últimos tiempos, hemos denunciado también la Trata de Personas por parte de mafias criminales organizadas que no dudan en utilizar sicarios para silenciar las denuncias. Hemos tenido el apoyo valiente de periodistas y medios como NoticieroLibre.com y Gaceta Ucayalina para informar sobre estos hechos. Hemos denunciado a los corruptos de la política peruana que han utilizado delincuentes para asaltar y agredir a periodistas valientes. Y resulta que eso no es válido porque es POLÍTICA.

Eso se traduce de la siguiente forma: Si denuncias la violación de los Derechos Humanos realizada por gobiernos, militares, policías, grupos terroristas, empresas, grupos paramilitaes, etc. eso no importa y estás escribiendo “pura Política”; por el contrario, si escribes sobre los pobres animales torturados, eso sí es valiente y muy valioso.

Parece que existe un sector de jóvenes profesionales que han caído en la comodidad de hacer lo que les permiten hacer y guardar silencio sobre lo que no les permiten hacer. Un silencio cómplice y una denuncia sin importancia.

¿Quién es sádico, el torero, el asistente o el que calla las violaciones de derechos humanos por ser Política? ¿Quién es más torturador, el torero, el asistente, o el que guarda silencio frente al delito de Trata de Personas por ser Político? ¿Quién goza más con el sadismo, el torero, el asistente o el que descalifica la corrida de toros insultando al pueblo pero se arrodilla frente a los dueños del poder?

Respetamos –y mucho- a aquellos que dicen defender los derechos de los animales, pero es necesario que tomen una posición concreta frente al ser humano. La que han demostrado hoy es muy endeble.

En un gran texto titulado La Constitución y el animal, su autor Pierre Foy Valencia ha indicado que:
“En nuestra jurisprudencia constitucional las dos únicas referencias propiamente sobre la cuestión animal han estado relacionadas a la temática taurina, en donde si bien es cierto hay aproximaciones doctrinales y conceptuales que involucran a los animales, los ejes de la discusión han girado en torno a los espectáculos taurinos y la exoneración del pago del impuesto a los espectáculos públicos no deportivos o a que el Instituto Nacional de Cultura no pueda extender la calificación de cultural –por analogía o por vía interpretativa– a otros espectáculos que no sean los que están previstos numerus clausus en el artículo 54 de la Ley de Tributación Municipal, más no propiamente en términos de afirmar o hacer prevalecer alguna valoración animal directa respecto principios constitucionales”.

Resulta esclarecedor que, mientras los defensores de los animales se coloquen al margen de la POLÍTICA, jamás lograrán sus objetivos –que son políticos por su propia naturaleza-. Ya es hora que los defensores de los animales dejen de gritar desde la montaña más alta de Marte y bajen a la tierra para realizar los cambios que suponen deben realizar. Mientras tanto, su grito será sólo un sonido lejano que escucharemos al final de la tarde.

Una foto publicada en mi muro del Facebook terminó siendo un acto que me condena como un desalmado maltratador y torturador de animales. Es decir, el peor tipo que el planeta haya parido y que por el bien de la naturaleza debería desaparecer. Muchos tienen miedo a terminar así, por ello guardan silencio. La práctica de la feroz acusación como forma de causar terror y hacer callar al oponente.

*Historiador a favor del Colegio Profesional de Historiadores del Perú.


Recibe esta y otras noticias en tu celular descargando la aplicación ingresando a este Link: https://goo.gl/Gpo7pn. Desde ese momento estarás informado de todo lo que pasa en la Amazonía Peruana, el Perú y el Mundo.