El SUTER regionales, el factor social y el fujimorismo populista

Recomendar

Carlos Jara Cuevas
Analista de Política Internacional
Especial desde Londres para Gaceta Ucayalina
Londres 25/06/2017

Los tiempos cambian para algunos izquierdistas de papel porque para enfrentar desde un gobierno liberal como el de PPK han utilizado el don de la difamación para a través de todos los medios de prensa revivir muertos ideológicos y políticos de la política senderista, prácticamente el cuco o el fantasma senderista se estaba paseando por el magisterio, las calles, plazas y el Congreso en Lima, mayor sorpresa para el imaginario popular no encontrarlos en el camino ese seudo acorralamiento para enfrentar una causa justa como es la huelga de los Maestros encabezado por un Comité nacional de Lucha de los SUTERegionales, no hace más que legitimar en las calles la organización y movilización sindical de los maestros única forma para distinguir interlocutores válidos que no se venden por un plato de lentejas ni hipotecan los problemas de la educación desde el ejercicio de la enseñanza educativa, ellos están de acuerdo con la evaluación pedagógica para el desarrollo en una relación tripartita del Estado, los profesores y los padres de familia. Sin embargo aquí el Ministro de Trabajo el señor Grados ni aparece cuando debería de ser uno de los principales protagonista en este conflicto laboral. No se puede llegar a una negociación con decisiones unilaterales como se ha pretendido presentar y vender ante la opinión pública, como por ejemplo utilizar a los congresistas como celestinas de la política y mensajeros de última hora para prestarse al juego y al maltrato del poder legislativo, que de una forma caricaturesca se dio en vivo y en directo como ya lo presento in situ el periodista Nicolas Lucar; mientras en el piso 12 estaba la Ministra Mertens elucubrando que ofrecer, los Maestros encabezados por Pedro Castillo Terrones aguataron el maltrato de no ser recibidos por la autoridad y soportaron estar esperando y sin inmutarse en el primer piso de dicho edificio, para finalmente trasladar la propuesta a sus bases que acordaron continuar con la huelga magisterial.

El factor popular del fujimorismo entro en escena en medio de algunas contradicciones iniciales como fue la de no facilitar que el profesor Pedro Castillo Terrones y su Comité Nacional de Lucha estén presentes el día de la reunión de la Ministra de Educación y la Comisión parlamentaria de educación, incluso eso puede no necesariamente pasarse por alto pero lo que quedó claro es que Fuerza Popular capitalizo los reclamos de esta huelga magisterial teniendo a la cabeza al Congresista Becerril y a la Congresista Bartra como mediadores en este conflicto social primero porque enfrentaron la gestión de la Ministra Marilu Martens encarándola su fracaso y exigiendo atienda a los maestros y a rechazar que estos interlocutores no son senderistas sino simple y llanamente trabajadores de la educación pública del Perú, un escenario como este ha descolocado a toda la tropa mediática que mira más a nuestro Presidente PPK que a la realpolitik de la calle, porque las calles hablan y esta vez hablaron y están ahí en la tradicional Plaza San Martin protestando todos los días. Un folclórico periodista de “radio exitosa” que se declara anticomunista con tardanza como es Phillips Butters, califica de problemas psíquicos y no problemas políticos el comportamiento de la actual clase política nacional que al parecer esta descolocada y claro en su camino encuentra a periodistas camaleónicos que piden a gritos “restablecer el principio de autoridad del Estado y su gobierno, procediendo al despido masivo y a la colocación de profesores remplazantes”, medida ya interpuesta en la época de la dictadura militar de Morales Bermúdez en 1978 y 1979 contra la huelga del SUTEP de Horacio Cevallos constituyendo un fracaso la medida punitiva y como consecuencia la marcha del Ministro de Educación del Gral. Guabloche Rodríguez que tuvo que desaparecer del escenario después del escándalo y la represión desatada aquella vez contra los maestros eso y otros conflictos de ámbito nacional donde estaban los mineros, los campesinos y los asentamientos humanos contribuyeron a la convocatoria de la Asamblea Constituyente para elaborar la Constitución de 1979 firmada por Haya de la Torre.

Sinceramente existe oposición ultraliberal eso es evidente pero la ruta del fujimorismo tiene su oportunidad política porque no tiene competidor en el contexto de la hegemonía social y popular, puede muy bien hacer de su práctica populista un proyecto nacional social-fujimorista, este partido tiene que autoregenerarse y en este momento político la primera prueba en un conflicto social ha sido uno de los principales protagonistas que incluso en ese camino han coincidido con otro sector de la oposición el Frente Amplio a la que podemos llamar izquierda responsable, las otras bancadas AP,APP,APRA y nuevo Perú, se convirtieron en mensajeros de la Ministra Marilú Martens perdiendo personalidad como oposición y siendo voceros de sus propios grupos parlamentarios tanto así que el Congresista Jorge del Castillo termino enfrentándose al SUTERegionales de Pedro Castillo Terrones al señalar que los profesores rechazan la evaluación sin embargo el Congresista y actual secretario general del APRA Elías Rodríguez lo desautorizo y más bien manifestó su apoyo a la justa causa de la huelga magisterial. Y si hacemos referencia del partido ppkausa de Heresi y Violeta siendo partido de gobierno prácticamente no son necesarios para gobernar con nuestro Presidente PPK, lo último que sabemos es que trajeron a un mitómano de la autoyuda Camilo Cruz para protagonizar en esta semana una conferencia de autoayuda, cuando lo que se necesita es presencia partidaria o por lo menos retomar sus viejos principios socialcristianos de la que originariamente viene el Congresista Salvador Heresi.

El social-fujimorismo, está ahí echando raíces ojala sea una refundación programática sobre los tres ejes de este proceso reformar el modelo de crecimiento, reformas constitucionales inevitables, y reformas del régimen presidencialista, es preferible hacer una gran proceso de reformas sociales y estructurales que solo quedarse en una propuesta discursiva de hacer la revolución educativa, en ello estriba la responsabilidad de la oposición política ante el gobierno debido a que por estos tiempos no hay otra opción políticamente capaz de disputar la actual hegemonía social de masas del social-fujimorismo, porque suponemos que ellos como parte de la clase política nacional están dispuestos a dirigir el país si no lo hacen ahora de igual forma las calles seguirán hablando por eso debemos de considerar, que escenarios electorales regionales y municipales se nos vienen encima. También hay que tomar en cuenta con PPK , la caída del crecimiento económico, el fracaso estrepitoso del proyecto Chincheros, los Thornebonos de deuda externa, el gas, el petróleo, los terrenos en venta en la frontera de Tacna, la explotación gran minera y la llamada de atención de Roque Benavidez de la CONFIEP y dueño de la minera Yanacocha, para no realizar los juegos panamericanos sino trasladar ese dinero hacia la reconstrucción del país una salida adecuada para este momento político mirando los próximos cuatro años de gobierno de PPK. Nadie por lo menos piensa en vacancia presidencial, ni adelanto de elecciones pero cuando el vicepresidente Martin Vizcarra visito Ayacucho fue pifiado por la población hecho que debe tomarse en cuenta después del mal paso en Chincheros y el acompañamiento a la Ministra de educación junto al Premier Zavala cuando dio su informe sobre la huelga magisterial. Tienen por todo ello que hacerse una evaluación gubernamental y del gabinete del Presidente PPK, mientras que para esto las cartas están echadas se tiene en la mesa la huelga magisterial indefinida que va sumando más sectores sociales protestando en las demás regiones, tengan presente que Lima no es la Plaza San Martin pero lo que han logrado los Maestros es volver a la realidad del Perú, ahora aquí están en las calles movilizando y apaleados por la policía, esperando los buenos oficios de Monseñor Bambaren. En fin señores para Basombrio culmino su tiempo político y para Marilú Martens le llego la interpelación en el Congreso. Sin embargo PPK tiene una enorme tarea con la reconstrucción del país la agenda en muy corta y quedan cuatro años. Así que sentarse a firmar los acuerdos bis a bis entre el profesor Pedro Castillo Terrones del SUTER y el Ministro de Educación es el próximo capítulo para acabar con esta huelga magisterial de todos modos las calles siguen hablando.

Fuente: Carlos Jara Cuevas