Atalaya: Sigue juicio contra Médico Adelmo Guerrero por muerte de indígena

Recomendar

Madre dijo que su cuñado le ofreció pagar para que no denuncie

medico

Atalaya.- La Fiscalía Provincial Corporativa de Atalaya nuevamente volvió a formular denuncia penal y adecuar el caso, en contra del médico Adelmo Guerrero Enciso propietario de centro médico El Misionero, por la comisión del delito contra el cuerpo la vida y la salud–modalidad homicidio culposo, en agravio de menor de edad – indígena – de las iniciales F.M.D.C.

El Fiscal Provincial William Armando Gastulo Portilla, mediante Oficio N° 330-2015 con fecha 20 de abril del año en curso, dirigido a la Juez de la Investigación Preparatoria de Atalaya, le remite la Carpeta Fiscal N° 2014-369-0, con todo lo actuado por su representada respecto al presente caso.

También se encuentran comprendidos en esta denuncia, los cuñados del citado médico, ellos son: Willy Jack y Paolo Paol Tapia Zevallos, pero por la comisión del delito ejercicio ilegal de la medicina, en agravio de la misma víctima – F.M.D.C.

El hecho imputado, data del 27 de setiembre de 2011, fecha en la cual hicieron ingresar a la agraviada al Centro Medico El Misionero de propiedad de Adelmo Guerrero, con síntomas de deshidratación y neomonía grave, siendo atendida por Willy Jack y Paolo Paol.

Ellos sin estar facultados por ley para examinar, recetar y suministrar medicamentos, por su condición de técnicos enfermeros, le administraron a la paciente penicilina “G” sódica de un millón y dexametazona en ampollas, y después de 50 minutos aproximadamente la pequeña falleció en su domicilio del Barrio Pascual Alegre.

CUESTIONAN FALLO DE JUEZ
La progenitora identificada como Maricela Angélica Cagna Paima, puso de conocimiento a la Comisaria iniciándose las investigaciones respectivas con la dirección del Ministerio Público cuya primera acusación en el año 2012, fue declarada no ha lugar por el cuestionado Juez Mixto de Atalaya Manuel Barrionuevo quien argumentaba no por haberse acreditado el ilícito penal.

Sin embargo esta determinación, fue apelada por el representante del Ministerio Público, invocando que el delito se encuentra totalmente acreditado con el protocolo de necropsia en el Centro de Salud. Siendo derivado posteriormente al Fiscal de la Segunda Fiscalía Superior en lo Penal Enrique César Obando Lora, quien cuestiona la decisión del Juez Barrionuevo, porque viola de tutela jurisdiccional efectiva que goza todo ciudadano, por cuanto se advierte que existen indicios razonables de la comisión de un delito, declarando fundado el recurso de apelación.

La Corte Superior de Justicia de Ucayali a través de Sala Liquidadora, también anuló el fallo Barrionuevo, ordenando se emita nueva resolución con arreglo a ley, en cuya parte considerativa, se advierte que el denunciado Willy Jack Tapia Zevallos habría llegado al extremo de plasmar su firma y nombre en el certificado de defunción del occiso.

Maricela Cagna Paima, madre de la agraviada, durante la investigación fiscal ratificó su denuncia en contra de los acusados y además puso de conocimiento que uno de ellos – Willy Jack, le habría ofrecido pagar la suma de 3 mil soles con la única finalidad de que no denuncie este hecho ante las autoridades.

Recibe esta y otras noticias en tu celular descargando la aplicación ingresando a este Link: https://goo.gl/Gpo7pn. Desde ese momento estarás informado de todo lo que pasa en la Amazonía Peruana, el Perú y el Mundo.


Comentarios